Garoros Slayersoul "Consumido por la locura" // Olvidado

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Garoros Slayersoul "Consumido por la locura" // Olvidado

Mensaje  slayersoul el Jue Nov 18, 2010 8:25 pm


Prologo

" Pero... yo... he encontrado el placer y la vida, en la muerte y el sufrimiento de los demás, y ahora no me arrepiento por nada del mundo, Muy pronto... todos temblaran... ante mi”

Era la primera entrada del viejo cuaderno, Yo lo sopesaba entre las manos, y volvía a leer la frase varías veces para mi interior, después pase la página, allí había metida una hoja arrancada, tal vez de otro cuaderno similar, todavía se podía leer en ella…

La taberna estaba igual de oscura y sucia como siempre, el tabernero, ya me conocía como uno de sus mejores clientes, y me hacía algunos favores como reservarme siempre la mesa del fondo, o informar a mis mercenarios sobre donde encontrarme, e incluso cerrar el bar unas horas, para discutir asuntos privados con mis empleados. Al parecer el trabajo ahora me absorbía y me daba bastante dinero por cierto. Aunque me encantaba tener el dinero suficiente para cualquier necesidad, lo realmente importante, era utilizarlo como vía para cumplir lo que me propusiese. Ya tenía un plantel bastante más extenso de mercenarios, por lo cual cada vez ganaba más dinero, pronto fui haciendo algunas amistades con los que encargaban sus trabajos a “Contrataciones Sol Negro” Cuando me senté al fondo de la taberna, llegaron Thriser y Angelous, a los cuales les presenté mutuamente. Y le di la parte de la recompensa por la misión de Angelous. Que probablemente fuese uno de los mejores mercenarios que tenía a mi cargo, y sin embargo un paladín con un estricto sentido de la moralidad.
Les hable un rato sobre los nuevos mercenarios que se habían unido, casi todos orcos, trolls, sin´dorei o humanos. Note como un tipo que había sentado en la mesa de al lado, con una capucha que ocultaba su rostro, se quedaba quieto a veces, hasta que llego otro tipo encapuchado que se sentó a su lado y los dos se quedaron callados mientras hablaba, no se si creían que era estupido, y que no notaría que nos estuviesen espiando, porque cuando me acerque a Thriser y Angelous, y les susurre que vigilasen a los de la mesa de al lado, de repente se levantaron y empezaron a gritar y a pelearse, una actuación que llego demasiado tarde como para convencerme. Los dos salieron de la taberna, y mis mercenarios, a los que di más carteles, para pegarlos en las paredes, les dije que les siguieran. Al parecer uno de esos encapuchados les despistó, porque volvió a entrar en el bar y se sentó delante de mí. Y empezó a preguntarme sobre mis servicios y que necesitaba un brujo. Yo con calma ni siquiera desvié la mirada de mí jarra comencé una conversación:

- Vaya, para requerir mis servicios, debe ser importante, para espiarnos e ir encapuchados ¿no crees?

- Es un asunto muy urgente y no puede saberlo nadie, necesito su brujo para una misión.

- ¿Crees que soy idiota? No mandare a mi mercenario a un destino “secreto” ni tampoco a una misión “urgente” con unos tipos encapuchados.

- No voy a revelarte la información, ese es el trato.

- ¿Me estas diciendo que no hay trato? * se ríe * me temo que eso debería de decirlo yo, no hay trato sin la información.

- Esta bien… *ss* Ventotormenta necesita los servicios de un brujo para cerrar un portal de demonios que ha sido abierto.

- Mmm..., vaya pues si que es urgente, bien, ahora me dirás con quienes se van a ir mis mercenarios


La voz del tipo me sonaba bastante, sin embargo, en ese momento, volvieron mis mercenarios, y el tipo de la capucha se puso nervioso, detrás de ellos apareció otro humano pidiendo una cerveza, le lancé una pequeña bolsa de dinero al tabernero, con lo que supondría que la taberna estaba cerrada durante un rato. Echaron al tipo y mis mercenarios se quedaron vigilando la entrada.
El humano se quito la capucha, y pude ver claramente el rostro de Kreinem el pelo negro de punta y su bigote, me lleve la mano rápidamente a la cintura, pero luego volví a ponerla sobre la mesa para no alertarle. Me dijo que era un paladín, y yo a su vez pregunte quien era el otro que estaba sentado con el. Luego empecé a oír gritos, era el encapuchado que acompañaba a Kreinem, me levante de la mesa y acudí a la entrada acompañado de Kreinem, el cual llamó al otro hombre, Sarius, el cual pareció enfadarse, y de repente detrás de ella apareció una elfa llamándole Jack. Entonces comprendí cuan estúpidos podían llegar a ser, tantas mentiras…
Luego la elfa y el encapuchado se marcharon, mientras que preguntaba quien era el encapuchado a Kreinem, el cual me respondía que era uno de los voluntarios que había acompañado al paladín. Sin embargo, luego volvió a llegar, esta vez sin la elfa, mientras que Kreinem lo llamaba por el nombre de Sarius, este se acercó, y a continuación, Kreinem le presento como uno de los que le había acompañado, a lo que el tal Sarius/Jack o como se llamase aquel individuo, respondió que sí, que aquel hombre pagaba muy bien. Entonces, me enfurecí… Me habían vuelto a mentir, mientras que uno dijo que era un voluntario, el otro le dijo que le pagaba bien. Me negué a escucharles hasta que no me desvelasen quienes eran en realidad y me dirigí con Angelous hacía la pequeña casa a las afueras. Por supuesto, Afine el oído todo lo que pude, y entre pisada y pisada, oí más de una pisada y le dije a Angelous que nos habían engañado y que nos estaban siguiendo. Dicho esto me gire rápidamente y Salí andando hacía el frente, detrás de un trozo de madera estaba la elfa de antes, que se excusó diciendo que estaba allí sentada. Por la derecha apareció Kreinem sin la capucha preguntando que pasaba. Estaba muy cabreado, por lo tanto, saque mi daga y me dirigí hacía Kreinem, al cual empecé a gritarle que era un farsante y un mentiroso y que nos estaba siguiendo y espiando, que no habría trato para nada. De mi izquierda apareció el tipo encapuchado, el cual se quitó la capucha y dejo ver el rostro del hombre que había entrado al bar a pedir una cerveza. Nos contaría la verdad.
Nos dirigimos hacía la casa, la elfa de pronto se quedó parada atrás, y yo la insté a seguir el camino mientras que Sarius intentaba convencerme de que no la metiera, pero no lo consiguió y la elfa nos acompaño, nos encerramos en una habitación de la casa y comenzamos a negociar. Kreinem el paladín, Sarius y Miryah enviados de Ventotormenta, que tal vez por sus métodos, fuesen espías novatos de alguna organización humana.
A los muy estúpidos los saque unos 200 oros nada más ni nada menos por el servició de mi brujo, más 47 oros por no revelar información confidencial a la horda. Me dieron 147 oros en el instante, como adelanto, los imbéciles, encima el tal Sarius me ofreció que Kreinem se quedará como “invitado” y lo intercambiaría por mi brujo a la vuelta de la misión. Las cosas no me pudieron salir mejor, una gran suma de dinero y mi enemigo en mis manos…
Luego mandé a Angelous que escoltase a Lôdinlir el brujo al menos un trecho del camino.

Pase la noche en las afueras del Cruce. Me quite mi capucha y mis mascara, a la vez que mis guantes y mis botas, mire mi piel varias veces, estaba grisácea y llena de polvo, luego me mire en el espejo. Tenía la gigantesca cicatriz que me surcaba toda la cara en forma de una gran X. Todavía me quedaba algo de pelo de un color morado. Sabía quien había sido, ahora lo sabía, en mi otra vida, un humilde granjero en aquel lugar lleno todo de trigo, sin embargo al parecer “ Alguien” mato a mi familia, probablemente fue la causa de mi estado actual, y de porque inconscientemente, arrancaba el dedo de mis victimas. Sin embargo notaba que faltaba algo muy importante por averiguar. Apague el fuego, y observe algunas cenizas que salieron volando. Luego me tumbe un buen rato, no había dormido desde hace unos 3 días.

Abrí los ojos lentamente, estuve un rato así hasta que conseguí incorporarme, mi ropa estaba mojada y manchada de sangre seca, mire a mí alrededor, a mi derecha, se alzaba un pequeño puente de piedra, me acerque lentamente, y observe un cartel.

<- Lordaeron
-> * manchas y tinta borrosa*

Entonces, recordé lo que había sucedido al encontrar a mi familia y no pude evitar caer contra el suelo y llorar, llorar por todo lo bueno que me había pasado en la vida, todo lo que había perdido por culpa de los conflictos, de las guerras, probablemente un grupo de ladrones, o tal vez defias… no importaba ya. El mundo había terminado para mí.

“En aquellas horas, su alma y su mente solo podían elegir entre dos opciones, la vida llena de rencor y venganza o la muerte, su mente eligió la primera.”

Tal vez el mundo no hubiese terminado para mi… tal vez fuese yo, el que hubiese terminado para el mundo… A partir de ese momento, dejaría de llamarme Fedwyr Barclay, para pasar a llamarme, Garoros Slayersoul, un nombre que probablemente me diferenciase ahora, el mundo había asesinado mi alma, ahora me vengaría y asesinaría las almas de todo aquel que se pusiese en mi camino.
Me incorporé y lancé un puñetazo contra la señal de madera, dibujando la silueta de su puño en ella. Se quitó su anillo de oro, y lo tiró al río, su mano estaba pálida… demasiado pálida, y empezaba a oir unas voces en mi cabeza… después cruce el puente hacía el camino de piedra lleno de árboles… había fuego a lo lejos…


Deje el pequeño diario en el suelo, y respire hondo. Incluso aquella silenciosa acción, me parecía un ruido demasiado fuerte en aquel lugar. Las cadenas me rodeaban por todos lados y apenas me podía mover un metro en cualquier dirección sin que me tirasen. Para colmo, el triple circulo de poder mágico anulaba totalmente mis poderes aquí dentro. Enterrado bajo tierra a metros… o kilómetros, ¿Quién sabe? Sabía que viviría el resto de la eternidad allí hasta que el mundo colapsase o algo parecido, solo con el denso silencio, una vela que nunca se apagaba, el pequeño diario y una pluma estilográfica. El resto de aquella diminuta estancia estaba lleno de cadenas que me mantenían casi inmóvil, por la mayoría de ellas corrían pequeños hilos mágicos.

No sabía cuantos días, meses o años habían pasado… Había perdido gran parte de mis recuerdos… pero aun… conservaba aquel diario para recordárselos e ir anotando los nuevos… Aquel encierro era peor que la muerte, me estaba volviendo loco.





Última edición por slayersoul el Mar Nov 23, 2010 9:15 pm, editado 1 vez

_________________


" Lo purgamos y nos lo quedamos"
"Quema al hereje... por una buena causa"
avatar
slayersoul
MJ Entrañas
MJ Entrañas


Volver arriba Ir abajo

Re: Garoros Slayersoul "Consumido por la locura" // Olvidado

Mensaje  slayersoul el Mar Nov 23, 2010 9:13 pm

Esta es mi historia...

Si, los no-muertos no se cansan, no necesitan alimentarse, ni dormir, pero yo… Dormía.
Todo lo que podía y más, Para pasar el tiempo, para intentar no volverme loco, para olvidar…
Y siempre que no lo hacía, escribía en aquel libro maldito, que antes había llamado diario.
Decidí un día que debía guardar en mi mente, al menos los recuerdos más importantes, para que fueran los últimos en perder.
Y recordé… porque estaba allí.
Sylvanas… La reina de los olvidados.

Cogi el diario con sumo cuidado, como si fuese a deshacerse en cualquier momento entre mis manos, y pase las páginas hasta dar con la correcta, la cual escribí como si fuese a ser leída por alguien que no fuese yo.


Vereis, hoy he sido encerrado, es mi primer día, me han dejado el diario conmigo, sin duda un irónico castigo, y que solo podría ser sugerido por mi antiguo gran amigo. El general Eliwood, el cual conocía mi punto débil. Eliwood era una de las mentes más brillantes y refinadas del ejercito olvidado. Hacía años que no le veía…
Bueno creo que me estoy desviando del tema, vamos a volver a la historia principal.
La ciudad de los proscritos… Eslar.
Aquellos fueron algunos de mis mejores tiempos, en los que conocí a mi socio y mejor amigo, Uno de los pulgares sangrientos, Reks el huargen.
Fundamos una gran ciudad en el desierto, los detalles estan descritos en páginas anteriores, os dare un brevísimo resumen de mi historia:

Cuando me libere del influjo del Rey Éxanime, fui admitido en el ejercito y escale posiciones hasta llegar a capitán de legión
(Fue cuando conocí a Eliwood), Serví durante mucho a Sylvannas, estuven con el ejercito hasta poco tiempo después de la alianza con la horda.
Decidi que aquella vida no era para mí, y durante una misión, fingi mi muerte.
Poco tiempo después ya no existía el capitán Eshlay (“El carnicero”) Si no Thanatos el mercenario asesino. Siempre sentí una irrefrenable necesidad de muerte y sangre. Con este nuevo nombre lo conseguí. Y Voila, unos meses después mi primer negocio (Sol Negro).
Omitiré una parte importante de la historia, que no me apetece contar aquí, y haría falta mucho alcohol ( me afecta muy poco, pero me gusta bastante, me hace recordar buenos tiempos). El caso es que por unas cosas y otras, me encontré siendo un fugitivo, un proscrito, En ese momento conocí a otros como yo, los que serían los reyes mercenarios o pulgares de sangre, daba lo mismo nuestro nombre, lo que venía nombrando era la unión de los tres proscritos más peligrosos, para fundar un pequeño reino independiente.
Fundamos la ciudad de Eslar, escondida en el desierto, solo localizable por los mercenarios y proscritos pertenecientes a la misma. Dirigida por Reks, Arks y Garoros ( El nombre que llevaba por aquel entonces), los tres reyes mercenarios, fue bien para ser un reino de proscritos, no se luchaba mucho entre nosotros, pero de vez en cuando había algunas sangrientas disputas. Bajo nuestro mandato, la ciudad prospero con la entrada de mercancía (robada) y dinero. Era el paraíso para la gente libre. Hasta que después de un desafortunado encuentro con la ley ( Del cual conseguimos escapar temporalmente Arks y yo, del Servicio de inteligencia de Ventotormenta, con los que me encontré varias veces en mi vida. Escapamos gracias al elfo Vlad, la primera persona que me ayudo desinteresadamente… si le veo algún día debería de darle las gracias).

El caso es que el servicio de inteligencia me reconoció ( yo ya había estado preso de ellos no hace demasiado, pero conseguí escapar) Aunque escapamos, fuimos rastreados hasta Eslar, la cual fue sitiada, por un pacto entre la alianza y la horda para deshacerse de todos sus criminales buscados, de un plumazo.
Lógicamente, la ciudadela acabo cediendo, Reks y Arks escaparon de allí. A mi no me dio tiempo, debido a que tarde demasiado en esconder “eso” y finalmente fui apresado por la horda y devuelto ante Sylvanas.

No creo que tenga que mencionar que ser un traidor es lo peor que te puede pasar en Entrañas. Me condenaron a una pena peor que la muerte y mil veces más tortuosa. El eterno encierro con su consiguiente perdida del raciocinio, agravado por el peso de mis recuerdos más dolorosos en forma de mi diario, como mi única compañía.”


Cerre el diario y lo deje en el suelo junto a mí. Sabía que algunas páginas más adelante, relataba mi posterior liberación tras años de cautiverio, con el único propósito de ayudar con la ejecución del rey lich, lamentablemente fui devuelto a mi eterno encierro tras su caída (eso es otra historia). Todavía conservo ese recuerdo con una mezcla de amarga felicidad y consuelo. Al fin y al cabo, cumplí uno de mis objetivos.
Suspire involuntariamente, y me pareció extraño, hacía meses que no producía sonido alguno.




Última edición por slayersoul el Jue Abr 07, 2011 8:56 pm, editado 1 vez

_________________


" Lo purgamos y nos lo quedamos"
"Quema al hereje... por una buena causa"
avatar
slayersoul
MJ Entrañas
MJ Entrañas


Volver arriba Ir abajo

Re: Garoros Slayersoul "Consumido por la locura" // Olvidado

Mensaje  slayersoul el Jue Abr 07, 2011 8:56 pm

Un final perfecto para mi




Me dolía… me dolía tanto la cabeza que parecía que podría estallar en cualquier momento. Recogí el diario del suelo, no sin antes echar un vistazo a mi prisión.
Estaba llena de marcas, arañazos, roces producidos por las cadenas… y en aquel momento me gire instintivamente para observar mis cadenas.

- Imposible…

La voz sonó ronca, y grave, tanto, que me pareció que hablaba otra persona, lo que había visto me había dejado sin respiración.
La cadena que había sido reforzada con magia especialmente para mi, estaba partida por la mitad. Podía mover el brazo derecho sin restricciones.
Había unos cuantos eslabones en el suelo que, parecían estar chamuscados, y algunos hasta carbonizados.
Mire rápidamente el diario, las paginas pasaban a gran velocidad, haciendo un ruido que en aquella pequeña estancia se amplificaba, y no hacía mas que ponerme nervioso.
Había algunas páginas, con tachones y garabatos. Según avanzaba, luego tomaban forma en lo que parecían letras, y finalmente en la última hoja…
Allí estaba lo que me temía. Unos símbolos macabros recorrían toda la página. Para cualquier persona no tendría sentido. Pero yo, siendo brujo, y bueno como era, lo entendía perfectamente. Escritura demoníaca. Decía cosas sin sentido y a veces se distinguían algunas palabras…

Estoy… dentro de ti… en tus sueños.
No puedes… resistir. Yo soy tu, tu eres yo.
Traigo algo… para nosotros…

Al final de las frases incoherentes, había una gran runa grabada a fuego en la hoja. “poder”.
Si no estuviera muerto, se me habría helado la sangre. Bueno, a estas alturas cualquiera que este leyendo mi diario, se preguntara que demonios pasa. Pues eso mismo, Demonios.
Bueno, digamos que tuve un desafortunado incidente, con algunos hechizos demoníacos prohibidos y olvidados. Pero eso no importa ahora. Si no todos los hechos que acaeció gracias a ello. Que dio paso a otra de mis teorías sobre la brujería.

Teoría de Thanatos

Lo primero, es decir que el nombre que lleva, se lo gano el mismo, pues una oscura época de asesinatos para mí, descubrí esta teoría.
En otros de mis escritos explico las diferencias entre los distintos tipos de magia que puedes encontrar. Pero la principal diferencia a mí entender, es que la magia arcana, es la magia de Azeroth y la brujería o magia fel, es la magía del Vacio abisal, y otros mundos. Como tal, la magia arcana tiene ciertas reglas que la limitan como todo. Y se basa en el control de los elementos básicos, convirtiéndolos en sobrenaturales, así explicamos el dominio del fuego y el hielo. Sin embargo, la brujería esta atada a otros términos que no son de este mundo, y que por tanto rompen las mismas normas de Azeroth. Gracias a ello los brujos son capaces de alcanzar un sorprendente poder en poco tiempo. Sin embargo para controlar algo, debes conocerlo, y como he dicho. La brujería no es de este mundo. Se termina entonces por decir que tanto poder maldito, termina consumiendo al brujo, o haciendo que sea asesinado. Normalmente, el estado anímico de los brujos es inestable y tienden a pensar solo en si mismos y en su poder. Terminando por cometer las imprudencias. Las que hacen que los hechizos les salgan mal y terminen muertos, desencadenen algún demonio que no puedan controlar, o asesinado por la población que rehuye de este tipo de magia.
Esto se debe a que no son auténticos brujos.
“Para romper las reglas, hay que conocerlas primero”.
Un brujo con gran conocimiento de varios tipos de magia sus reglas, y sus propias limitaciones, es capaz de avanzar sin terminar muerto antes de tiempo. A mayor conocimiento mayor es el poder que nos brinda esta arte prohibida. Esta bien que digan que todo brujo ansia poder. Pero solo los necios se dejan llevar por el, y los sabios lo estudian con detenimiento.
Bien, aunque para ser un buen brujo se necesita conocimiento, hay que saber como conseguirlo y como administrarlo, cosas que yo antes desconocía. Ejecutar un hechizo desconocido, de un artefacto prohibido, es por ejemplo una de las razones de la existencia de Thanatos.
Era un hechizo, que convocaría un ser no visto antes en azeroth, de otra dimensión, lo invocaría en una sala protegida. Sin embargo la invocación salió mal y nada apareció allí. O al menos eso pensé hasta que descubrí que lo que invoque estaba en mi interior. Es un ente demoníaco parasito, que se adhiere a mi magia y se acerca lentamente hacia mi mente y alma, invadiéndolas y cubriéndolas con su poder. En palabras simples. Mi magia esta viva y quiere quedarse con mi cuerpo y alma. El ente no tiene una personalidad propia, sino que coge la de su anfitrión y la dobla en un reverso oscuro de la misma, si yo soy despiadado, el es el doble.
Hasta hace poco no sabía a ciencia cierta el origen del ente, pero termine descubriendo que tiene un origen onírico, ya que solo ataca en mis sueños, e induce al propio sueño para ello. Gracias a mi condición de no-vida he sido capaz de aguantarlo, sin embargo cada vez se hace mas fuerte, al extremo de cuando duermo, el toma el control y se desata una locura absoluta de poder, debido a el soy capaz de romper hasta los sellos mas duros cuando el demonio se presenta.
Si no consigo salir pronto como Garoros, saldré como un demonio sin rastro de mi antiguo ser, llamado Thanatos.



FIN DEL PROLOGO

_________________


" Lo purgamos y nos lo quedamos"
"Quema al hereje... por una buena causa"
avatar
slayersoul
MJ Entrañas
MJ Entrañas


Volver arriba Ir abajo

Re: Garoros Slayersoul "Consumido por la locura" // Olvidado

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.